Saltar al contenido

Usabilidad (Glosario de UX)

La Usabilidad es la disciplina que tiene como objetivo reducir al mínimo las dificultades de uso inherentes a una herramienta informática, analizando la forma en que los usuarios utilizan las aplicaciones y sitios Web con el objetivo de detectar los problemas que se les presentan y proponer alternativas para solucionarlos, de modo de que la interacción de dichos usuarios con las aplicaciones y sitios Web sea sencilla, agradable y productiva.

la cafetera para masoquistas es el simbolo de la Usabilidad

Representación corpórea de la Cafetera para Masoquistas, de Jaques Carelman

Tal vez no haya mejor forma de explicar qué es la Usabilidad que la “Cafetera para Masoquistas”, del artista francés Jacques Carelman. Allí están presentes todas las funciones, cumple con todos los requisitos, pero es muy difícil sino imposible concebir su uso normal sin inconvenientes.

La Usabilidad es la disciplina que se encarga de construir ese intangible que hace precisamente que las distintas funciones puedan ser utilizadas por los usuarios “sin inconvenientes”, con la menor dificultad posible.

Desde un punto de vista más formal, cuando un individuo se enfrenta a una herramienta informática, sea ésta una aplicación o un sitio Web, tiene que lidiar con problemas que provienen de dos orígenes distintos: los que son propios de la tarea que está desempeñando y los que surgen del uso de la propia herramienta y son por tanto ajenos a la tarea. La situación ideal es aquella donde no existen dificultades y problemas que provienen de la herramienta, donde ésta es “invisible”.

La Usabilidad es la disciplina que tiene como objetivo llevar a la interfaz lo más cerca posible de ese estado ideal, preocupándose porque el esfuerzo del usuario se limite al dominio de la tarea y el cumplimiento de sus objetivos.

Áreas de trabajo de la Usabilidad

En grandes líneas podemos definir tres áreas de trabajo para la Usabilidad

  • Evaluación de interfaces existentes abarca todas las tareas y metodologías que permiten determinar el nivel de usabilidad de una interfaz y los problemas que presenta. Generalmente se incluye en este ámbito la propuesta de soluciones para resolverlos.
    Dentro de las metodologías los Test con Usuarios y las Evaluaciones Heurísticas se destacan como el pilar central en torno al cual giran otras metodologías más específicas.
  • Investigación para nuevas interfaces abarca el trabajo de campo con los usuarios para entender sus necesidades, la forma en que resuelven sus tareas hoy en día ya sea de forma manual o con las herramientas informáticas que se desea sustituir, y a partir de ello proponer las soluciones para resolverlos con un nivel superior de facilidad de uso.
  • Usabilidad en el proceso de diseño e implementación que abarca todas las tareas y metodologías destinadas a garantizar la Usabilidad de las interfaces tanto en el proceso inicial de ideación, en el proceso de consolidación y depuración del diseño como durante la implementación.

No hay una frontera estricta para estos ámbitos de acción de la Usabilidad y sus fronteras son difusas. Los equipos pequeños muchas veces tienen un solo profesional que desarrolla todas las tareas, mientras que los equipos grandes tienen áreas específicas para cada una y mecanismos para un relacionamiento fluido y efectivo.

Algunos apuntes sobre el uso del término Usabilidad

El estudio de la facilidad con que los individuos interactúan con la herramientas y objetos que utilizan tiene una raíz muy antigua. La Usabilidad moderna se apoya en las ideas de Human Factors (factores humanos) probablemente de origen militar a principios del siglo XX, y más acá de la idea de HCI – Human Computer Interaction (Interacción Hombre Computadora) que surge en el ámbito académico prácticamente en simultanea con la aparición de las computadoras digitales.

En la década del 80 con la popularización de las computadoras personales cristaliza la idea y el uso del término Usabilidad, que representa y abarca en ese momento todas las tareas inherentes al diseño de interfaces. Más acá en el tiempo, en la década del 90 cobra fuerza y se consolida la idea y el término de Diseño de la Interacción para nombrar a la disciplina, y la Usabilidad pasa a ocupar el lugar que describimos en esta nota en el conjunto de tareas y metodologías de este espacio de acción más amplio.

Hoy en día el marketing de las distintas empresas, fieles al postulado de Al Ries que reza “Si tu producto o servicio está llegando tarde a una categoría, ¡créate una propia! Lo importante es que encuentres un nicho en el mercado donde tu marca no tenga competencia” han desarrollado términos, variantes y expresiones que generan nuevas divisiones sin aportar mucho valor y sin que ello sea realmente relevante para la disciplina de crear interacciones fáciles, productivas y agradables.

____

Curso de Psicología Cognitiva y Experiencia de Usuario

¿Cómo sentimos, percibimos, recordamos a corto, mediano y largo plazo? ¿Cómo tomamos decisiones?

Diseñar experiencias de usuario de calidad implica comprender cómo piensa, juzga, recuerda y olvida el usuario. Ese es precisamente el campo de estudio de la Psicología Cognitiva.

Próximo comienzo: 4 de agosto

Solicitar InformaciónInscripciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.